MENSAJE PARA MIS AMIG@S

domingo, 26 de agosto de 2012

MIS ANÉCDOTAS 18




Después que me operaran del menisco me pusieron una férula desde el pié hasta arriba, o sea toda la pierna, esto me “obligaba” a caminar con bastante dificultad por casa así que esta dificultad fue la causante de que me “peleara” con un banco de la cocina, estaba yo sentada en una silla y tenía el banco delante para apoyarme la pierna , todavía no sé cómo al intentar levantarme algo que me costaba mucho pues el apoyar el pie en el suelo me suponía mucho dolor, se me metió mi pierna “momia” entre las patas del susodicho banco y no había forma de sacarla ya que estaba "acorralada" contra la pared........al sentirme derrotada no tuve más remedio que llamar a mi marido que vino rápidamente para auxiliarme. Afortunadamente me sacó del “enredo” tras “derrotar al enemigo” que había osado “atacarme”, el banco salió ileso a pesar de su derrota…………………luego me dio por reírme ante tal ridícula situación por la que había pasado. Aunque parezca increíble hay situaciones que son muy fáciles de resolver en estado normal pero que si estás con alguna dificultad de movimiento te resulta prácticamente imposible y necesitas de la ayuda de alguien para que te saque del apuro. Todos nos necesitamos y todos necesitaremos tanto ayudar a otros cómo ser ayudados y que nadie piense que no le va a hacer falta la ayuda de nadie porque cuando menos lo piense “zas”…….tendrá también su San Martín cómo todo el mundo. Amigos os aseguro que es mucho más fácil ayudar que ser ayudados, hay que estar preparados para esto último y aceptarlo dejándonos cuidar sin protestar para facilitar el trabajo a la persona que nos cuida.

20 comentarios:

  1. Esta vez reconozco que tu anécdota me enseña algo que debería de hacer y es dejarme ayudar.
    Soy bastante testaruda y todo lo quiero hacer sola, cosa que no siempre se puede. La última vez... me rompí un dedo del pie y no se me ocurrió mejor cosa que salir de casa para enseñárselo al señor Leo cuando saliera de trabajar, por el camino, claro, porque tenía ganas de saber su opinión. El resultado fue.... una planta del pie bastante negra entre otras cosas. Pero oye, no me quejé (me decía a mi misma toda convencida)
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Me imagino viéndote pelear con el banco ;D
    Esos pequeños sucesos son los que aportan experiencia de vida que ayudan a ver desde otro punto el mismo problema cuando lo tenemos mas adelante.

    Besote guapa

    ResponderEliminar
  3. Charo te imagino luchando con el banco, menos mal que estaba tu marido en casa, sino que desesperación.
    Y tienes razón nos resulta más fácil ayudar a dejar que nos ayuden. Será el orgullo??
    Un besazo

    ResponderEliminar
  4. Charo preciosa, como te entiendo, no se mis que nadie pero si muchisimo. Es mas facil ayudar a ser ayudado, eso sin ser rebelde claro, porque si sumas la rebeldia con la ayuda grrrrrrrrrrr. Lo mejor para que sea mas facil para ambos es, comprension, cariño, y muy importante ponte en el lugar del otro. besos

    ResponderEliminar
  5. Ups, que situacion. Y tienes razon de nuevo, es mas facil ayudar que ser ayudado.
    Espero que vayas mejor.

    ResponderEliminar
  6. Vengo desde la casa de Maribel y me encuentro tu precioso arte de la narración.Siempre resulta más fácil ayudar que ser ayudado, una moraleja un poco triste pero degraciadamente verdadera, Charo.
    Un saludo cariños desde una Copenhague que necesita ayuda para transformarse en una mariposa,

    Ian.

    ResponderEliminar
  7. Es bueno poder contar con alguien cerca en un momento así,
    Yo necesito ayuda para sentirme mas libre y con menos responsabilidades, quien me ayuda?

    Un beso muy cariñoso

    ResponderEliminar
  8. Hola Charo, ya veo que tienes luchas con el banco (no el de los dineros) y que casi te gana, jajajaja, menos mal que lo mismo que mi ilustre Alonso Quijano sales victoriosa. Me ha gustado tu entrada, la próxima vez… pide ayuda que no pasa nada. Un beso.

    ResponderEliminar
  9. mi querida Charo...se que te gusta mi poesia por el aprecio que también me tienes a mi,pero las del mar las escribo pensando en mi nombre y claro me luzco mas...gracias preciosa
    mil besitossssssssssss
    Marina

    ResponderEliminar
  10. Menos mal que tu marido estaba cerca que si no el banco te hubiese tenido presa por más tiempo. Tienes mucha razón en esa reflexión de que a veces resulta dificil dejarse ayudar, quizas por que las situaciones más duras no las queremos compartir con los que nos quieren por lo mucho que nosotros les queremos.

    He leido lo que me cuentas de que te aparecen mis comentarios en otros blogs en tu correo. Es un tema raro que supongo resulta de algún problema técnico de blogguer.

    Voy a desconectarme de internet un tiempecillo así que hasta mi vuelta un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  11. Tienes mucha razón Charo ... es mejor ayudar,se siente una gran satisfacción personal al hacerlo pero también es bueno pedir ayuda cuando uno verdaderamente lo necesita, en fin todo puede ser.

    Muchos saludos y te deseo todo lo mejor :)

    ResponderEliminar
  12. Charo, mi madre decía que donde menos se piensa, salta la liebre. Eso te ha pasado a ti y hace unos días a mi, tuve que llamar a mi hijo al trabajo y se dió un buen susto, y más estando a una hora de coche de casa.
    Bueno ya nos ha pasado el susto a las dos, las dos hemos sido ayudadas, tu por marido y yo por mi hijo.
    Que Dios los bendiga.
    Besitos y que no te duela mucho

    ResponderEliminar
  13. Me gusto la anecdota! Si necessitamos a los otros, y tambien quando la salud es buena!
    Esperando que su salud va mejorando y que no le pasara por mas "enredos"!
    Gracias por lo comentario en "Retales Visuales";o)

    ***
    Un abrazo desde Francia****

    ps: désolée pour les erreurs en espagnol. Je comprends plutôt bien mais je le parle très mal!

    ResponderEliminar
  14. anecdotas qeu nos enseñan y nos hacen pasar momentos a veces muy recordados

    saludos y que te mejores

    ResponderEliminar
  15. UNO SIEMPRE TIENE QUE PENSAR QUE ALGUN MOMENTO DE LA VIDA VAMOS A NECESITAR DEL OTRO Y HAY QUE ESTAR PREPARADOS, A VECES CREEMOS QUE SOMOS OMNIPOTENTES.
    UN BESITO CHARO.

    ResponderEliminar
  16. Hola!! muchas gracias por la visita! tenía tiempo de no escribir y me da mucha alegría verte amiga! pues qué puedo decir? jejeje es verdad! las situaciones como la que nos comentas suceden! y es allí cuando nos ponemos filosóficos a ver que este cuerpo bien nos hace libres y con derecho de creernos los reyes del mundo o bien que nos puede dejar inmóviles y dependientes de los demás... en un momento se puede ser todo o no se puede ser nadie, y es verdad que hay que mantenernos mansos porque todo depende de la salud que tengamos... jaja si nos agarra una mala racha es allí donde se ve quién nos quiere y quién no jaja... a mi me ha enseñado mucho tu situación... yo que soy como muy soberbia me caería bien ayudar sin quejarme tanto porque no se sabe cuando se puede necesitar de los demás... un abrazo fuerte! y estaré pendiente de tus publicaciones :D

    ResponderEliminar
  17. que tal estas charo como va ese pequeño incidente espero que bien quiero saludarte y desearte que te mejores pronto vale un besico wapa

    ResponderEliminar
  18. Esta historia nos demuestra lo desvàlido que nos encontramos cuando nos escontramos impedidos. Me gustò tu entrada por su cotianidad y realidad.

    un saludo

    fus

    ResponderEliminar
  19. http://visitas-gratis-en-tu-blog.blogspot.com.es/

    Este blog vuelve a estar activo , visitenos para conocer otros blogs y dejar conocer tu blog . Gracias!!!

    ResponderEliminar
  20. HOLA CHARO
    GRACIAS POR VALORAR LA HISTORIA DE MI BISABUELA.
    EN REALIDAD, ESE TEXTO ES PARTE DE UNA NOVELA QUE COMIENZA CON MIS TATARABUELOS QUE VINIERON DE SUIZA Y ALLÍ ESTABA MI BISABUELA PEQUEÑA. LUEGO SIGUE CON TODAS LAS GENERACIONES HASTA LLEGAR A MI: MI ABUELA, MI MADRE, Y TODA LA FAMILIA ENTERA.

    BESOS

    ResponderEliminar

OS AGRADEZCO VUESTROS COMENTARIOS PUES ME HACEN MUY FELIZ :-)